Sánchez quiere un único debate en RTVE el 23 de abril

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, eligió por último a TVE para el enfrentamiento a 4 tras el veto de la Junta Electoral al enfrentamiento a Atresmedia por integrar a Vox, según han afirmado fuentes socialistas. En Moncloa y Ferraz dan por hecho que el combate a 4 se celebrará el 23 de abril en la cadena pública. TVE ha brindado el 22 de abril, aunque emplaza a los partidos a hallar una fecha de consenso. Atresmedia mantuvo su oferta para que debatan Sánchez, Pablo Casado, Albert Rivera y Pablo Iglesias sin la existencia de Santiago Abascal el 23 de abril. Tras la salida de Santiago Abascal de esa ecuación, el presidente no quiere formar parte en el enfrentamiento a 4 que da el conglomerado mediático privado.

El Comité Electoral del PSOE eligió por que Sánchez acuda por último a un exclusivo enfrentamiento en RTVE tras la negativa de la Junta Electoral a autorizar el combate a cinco, que va a tener a la fuerza extraparlamentaria Vox, que era el que al principio habían escogido los socialistas exactamente por la existencia de Abascal. El organismo solicitado de velar por la neutralidad en tiempos de operación ten en cuenta que en 2015 había predeterminado para aceptar la incorporación de un partido en los debates una barrera del 5% en selecciones anteriores del mismo tema geográfico que los comicios. El partido de extrema derecha no cumple ese requisito.

Tras el cambio causado por la Junta Electoral, fuentes socialistas han explicado que se decantan por la cadena pública con el deseo de que «ese enfrentamiento tenga la más grande difusión y audiencia viable», recordando que la radiotelevisión pública ha brindado la señal gratis a todos los instrumentos sociales para informar y comunicar que deseen anunciar el enfrentamiento. Fuentes del PSOE señalan que en su elección ha pesado además que RTVE fue el primer grupo en sugerir un enfrentamiento a 4, el formato que facilita la Junta Electoral.

En Moncloa y en Ferraz dan por hecho que ese enfrentamiento en TVE, que han recibido los solicitantes a la presidencia de PP, Unidos Tenemos la posibilidad de y Ciudadanos, va a ser el 23 de abril, según numerosas fuentes consultadas por eldiario.es. No obstante, la cadena pública no asegura esa fecha e reitera que que el enfrentamiento está pensado para el 22 de abril, aunque, después del mediodía de este miércoles, emplazó a los partidos a hallar una fecha de consenso desde el próximo lunes, comunica Vanesa Rodríguez.

Atresmedia decidió este mediodía sostener para el día 23 su enfrentamiento a 4 para el que, según este grupo de comunicación, Casado, Iglesias y Rivera «ya han afirmado su presencia». La intención de la corporación privada es dejar el atril de Sánchez vacío si el presidente decidiera no ayudar, pero no va a aceptar la participación de ningún dirigente socialista que no sea el candidato socialista a la Presidencia.

Frente el veto de la JEC al formato a cinco, Atresmedia había brindado a los partidos la festividad de un enfrentamiento a 4 el mismo día 23. RTVE recordó entonces que su oferta para festejar un enfrentamiento con los candidatos de PP, PSOE, Unidas Tenemos la posibilidad de y Ciudadanos seguía en pie para el día 22, una iniciativa por la que por último eligió la dirección socialista.

En una entrevista en eldiario.es, el presidente del Gobierno explicaba este miércoles que había optado por el enfrentamiento a cinco propuesto por Atresmedia en lugar del de 4 candidatos ordenado por RTVE, para evadir «victimizar a Vox»: «Con un enfrentamiento a 4 y no a cinco la ultraderecha podría estar diciendo que no le dejamos debatir».

En el seno del PSOE se causó una controversia sobre qué enfrentamiento elegir cuando Atresmedia ofertó uno a cinco –con Vox– y TVE, uno a 4 al comprender que la formación de extrema derecha no podía ser incluida por no tener representación parlamentaria. En el núcleo duro de Sánchez en el partido se decantaban por el enfrentamiento a 4 con la propuesta de que el otro suponía normalizar a la extrema derecha y favorecerle un altavoz en prime time, en tanto que en el conjunto de Moncloa sostenía que era correcto en su estrategia de ver a las «tres derechas» contra el PSOE.

La suspensión por parta de la Junta Electoral y la posterior elección de Atresmedia de sugerir el formato a 4 llevó al PSOE a inclinarse por la cadena pública. En esta oportunidad no hubo controversia interna, según fuentes socialistas.

El resto de candidatos afirman su presencia

El resto de candidatos confirmó su presencia en el enfrentamiento en la tv pública. Pablo Iglesias fue el primero en exhibir su disposición a formar parte en ese combate que proponía RTVE: «Por mi parte, plena disposición para el enfrentamiento de candidatos a la presidencia del Gobierno que nos proponéis», ha dicho en respuesta a un tuit del Consejo de Informativos.

Fuente: ElDiario.

Noticias relacionadas

Deja tu comentario