JpC y ERC ven a Sánchez como el «mejor mal menor» como presidente

«Los nacionalistas son la garantía de que no gobiernen PP, Cs y Vox; y sin un referéndum España será ingobernable», avisa Jordi Sànchez.

Tanto Junts per Catalunya (JpC) como ERC tienen claro que Pedro Sánchez es, para ellos, la mejor opción ya que ven más posibilidades de conseguir sus intereses políticos y apuestan porque en las próximas elecciones del 28 de abril repita como inquilino de La Moncloa ganando el PSOE las elecciones generales. Para ellos, un Gobierno español con PP y Cs, con o sin Vox, equivaldría a tener un segundo enviste secesionista -después de los sucesos de octubre de 2017 y del juicio a los líderes del procés en el Tribunal Supremo-.

Un resultado que sería muy diferente si el PSOE necesitara sus votos en el Congreso de los Diputados para volver a hacerse con el poder. Así lo han comentado tanto Oriol Junqueras como Jordi Sànchez, ERC y JpC, quienes han intensificado los mensajes hacia una posible investidura de Sánchez después de las elecciones generales. Y sobre el propio PSOE para que sepa que son aliados en la XIII legislatura.

No podrá gobernar sin nosotros

A través de una carta en las páginas de «La Vanguardia» y el diario «Ara», el Sànchez nacionalista, en una entrevista con su directora, abrió las puertas para que JpC sea visto como el socio del PSOE reeditando así la fórmula que Pedro Sánchez llevó a cabo para realizar la moción de censura contra el presidente Mariano Rajoy, del PP, en junio de 2018.

Jordi Sànchez «defiende que Cataluña se convierta en un nuevo Estado europeo», y no se arrepiente de nada de lo sucedido hasta la fecha («el 1 de octubre no fue un error por el que debamos pedir perdón»).

En su misiva dispone que «No seremos portadores de un cheque en blanco. Si de nosotros depende, no miraremos hacia otro lado a la hora de hacer posible un gobierno estable, siempre y cuando el candidato se comprometa a abordar el camino del diálogo y no niegue el referéndum de autodeterminación como una de las opciones de solución». Para ellos, ya que esa misiva también está firmada por Jordi Turull, Josep Rull y Joaquim Forn, el que el presidente del Gobierno de España acepte celebrar un referéndum de secesión sería una victoria.

Sin embargo, no se queda ahí. Ya que el candidato de JpC advierte que solo el independentismo garantizaría que «un tripartito de derechas llegue al Gobierno», y que si no cede a su exigencia de realizar un referéndum secesionista, va a ser imposible gobernar España. «La gobernanza del Estado será inestable de forma permanente».

También Sànchez reconoce en «Ara» que ahora mismo la mejor opción para el independentismo es Pedro Sánchez y el PSOE. «Sánchez es el mal menor. Pero no le daremos un cheque en blanco. Harán falta hechos, no palabras, que ya las escuchamos en la moción de censura a Rajoy. Después, no respondió».

A este respecto, Laura Borràs, segunda de JpC en Barcelona, señaló que las condiciones para una investidura están ahí: «No recular en derechos fundamentales, exigir el final de la represión y hacer posible el ejercicio del derecho a la autodeterminación».

La oferta al PSOE por parte de este partido controlado por Carles Puigdemont desde Waterloo, en Bélgica se ha producido en las primeras horas del inicio de la campaña electoral y son también una respuesta a la pugna por el voto independentista con ERC. Oriol Junqueras, presidente y primero en las listas para las generales del 28 de abril y las europeas del 26 de mayor, envió una carta similar a la de JpC para el PSOE.

En el caso de Junqueras, este reivindicó su lado más secesionista y se enorgulleció de todo lo que han hecho, además de recordar que los escaños de ERC pueden hacer presidente a Sánchez. «Creo que no hay nadie más independentista que yo y el partido que tengo el honor de dirigir, puede que haya gente que lo es tanto como nosotros, pero no más» … «Nadie debería cometer el error de fijar líneas rojas que a la hora de la verdad se conviertan en un cheque en blanco para un Gobierno del tripartito de extrema derecha. Y nadie ha de regalar cheques en blanco al PSOE, que actúen como líneas rojas para una verdadera democracia en Cataluña que todo el mundo sabe que pasa por un referéndum inevitable».

Tanto JpC como ERC saben que la persona que puede cumplir con sus exigencias es Sánchez.

Fuente: ABC.

Noticias relacionadas

Deja tu comentario